viernes, 28 de septiembre de 2007

Luis II de Baviera: el rey que se construyó una realidad a su medida

 

El monarca de los castillos de cuento de hadas y el gran admirador de Wagner, Luis II de Baviera, murió en extrañas circunstancias cerca del palacio de Berg, donde fue recluido tras diagnosticarle una demencia. Su gran sensibilidad artística, su elitismo y su homosexualidad hicieron que se sintiera siempre inadaptado y buscara refugio en el interior de sus majestuosos castillos. Si se suicidó o le asesinaron constituye uno de los misterios que rodearon la vida de este excéntrico monarca.

Luis II de Baviera (1845-1886), también llamado el Rey Loco, fue hijo del rey Maximiliano II de Baviera y de María de Prusia, recibió una esmerada educación, destacando en ella su aprendizaje artístico. En su vida existieron dos grandes obsesiones: la construcción de grandiosos castillos y su pasión por Richard Wagner.


Las leyendas que una institutriz francesa le contaba de pequeño sobre el maravilloso palacio en Versalles, hicieron que el heredero al trono de Baviera ambicionase construir palacios similares en los espectaculares parajes alpinos que le rodeaban. Por otro parte, a los 16 años presenció por primera vez una obra wagneriana (Lohengrin), que le impresionó enormemente. A partir de ese momento su pasión por el maestro Wagner le acompañaría toda su vida.

En 1864, tras la muerte de su padre, subió al trono con sólo 18 años. Inmediatamente mandó llamar a su lado a Wagner, al que consideraba un espíritu afín, capaz de plasmar en sus magistrales obras toda la sensibilidad artística que él se veía incapaz de exteriorizar. Luis II se convirtió en un mecenas y gran amigo del compositor, que ya no tuvo que preocuparse de su sustento ni de los medios necesarios para poder representar sus obras.


Pero pronto surgieron las intrigas palaciegas contra Wagner. Los políticos más reaccionarios lo detestaban por su pasado revolucionario y por ejercer demasiada influencia sobre el monarca. Con el tiempo, toda Baviera estuvo contra Wagner y las personas próximas al rey comenzaron a presionarle en su contra. Luis II tuvo, finalmente, que someterse a la voluntad de su pueblo. Acompañó a Wagner hasta la misma frontera de sus dominios, con lágrimas en los ojos, prometiéndole que sería "suyo hasta la muerte" y que seguiría sufragando todos sus gastos.

Luis II se prometió a su prima, la princesa Sofía de Baviera, hermana menor de Elisabeth (Sissi). Después de posponer varias veces la boda, en otoño de 1867 anuló el compromiso. La necesidad de estar junto a Wagner llevó al monarca a plantearse la abdicación. Pero había sido educado para ser rey y se sintió incapaz de abandonar sus obligaciones, de modo que, aunque nunca le gustó gobernar, finalmente, no abdicó.

Mandó construir cuatro maravillosos castillos: el de Neuschwanstein, que tardaría 17 años en ser acabado; el de Linderhof, el único que vio terminado en vida; el de Herrebchiemsee y el de Hohenschwangau.

El castillo más espectacular es el de Neuschwanstein, ubicado en la ciudad de Füssen, a 132 kilómetros al suroeste de Munich. Se eleva a casi mil metros de altitud entre montañas alpinas, en un paraje sobrecogedor.


Castillo de Neuschwanstein

Se realizó en un estilo que recuerda a los castillos de los cuentos románticos. Era el preferido del monarca y, al parecer, sirvió de inspiración a Walt Disney para construir el castillo de La bella durmiente, en Disney Land.


Castillo de La bella durmiente, en Disney Land

El castillo fue decorado con pinturas de temática wagneriana, por ejemplo, Aigner pintó en la sala de trabajo del Rey, la leyenda de Tannhäuser; y Spiess decoró el dormitorio gótico con imágenes de Tristán e Isolda. De las 360 estancias del castillo, sólo 14 llegaron a completarse. Las demás, inacabadas a la muerte del monarca, continúan en la actualidad sin terminar.


Dormitorio de Luis II

El castillo tenía calefacción central desde 1884. Se utilizaba un sistema de conductos de ventilación por los que circulaba el aire caliente por las habitaciones de los pisos superiores. Había grandes estufas, situadas cerca de la cocina, y se empleaba un montacargas para facilitar el transporte de las enormes cantidades de leña.

El Salón del Trono (fotos inferiores), a pesar de haber quedado incompleto, es impresionante. El suelo es de mosaico y representa el círculo terrestre simbolizando la vida de los animales y las plantas. En el techo existe una araña que pesa 900 kg., está hecha de latón chapado en oro e incrustaciones de cristal teñido de bohemia.



La cocina era muy moderna para su época. Tenía agua caliente y fría y asadores giratorios automáticos para asar venados. Esto se lograba mediante el vapor caliente que ascendía por la chimenea y que movía una turbina; este movimiento giratorio se transmitía por medio de un engranaje al asador. Se trataba de uno de los inventos culinarios de Leonardo da Vinci.


Cocina

El monarca, en sus últimos años se recluyó en este maravilloso palacio. Su aislamiento fue aumentando con el tiempo, apenas se ocupaba de cuestiones políticas y comenzó a circular la idea de que el monarca no era normal porque ni los políticos ni el pueblo entendían su introversión ni su espíritu romántico. Además, el monarca dilapidaba el erario público en la construcción de sus castillos o en las representaciones de las obras de Wagner, sin importarle si era buen o mal momento para su reino.

La muerte de Wagner, el 13 de febrero de 1883 en Venecia, provocó una terrible desesperación en Luis II y es que, a pesar de que en los últimos años las relaciones entre los dos se habían distanciado y existieron roces, Luis siempre conservó una absoluta pasión por el maestro y su unión espiritual no se rompió nunca.

El monarca sólo sobreviviría a su admirado maestro tres años, que transcurrieron en una absoluta soledad. Todos sus amores (Pablo de Thurn y Taxis, Wagner, Alberto Niemann, Emilio Rohde, Josef Kainz y muchos más) terminaron decepcionándole, salvo uno: el amor imposible pero profundo que sintió por su prima Elisabeth (Sissi), a la que llamaba su Paloma. Fue un amor narcisista, pues amaba en ella todo lo que los dos tenían en común: su elitismo, la huida del mundo, la incapacidad de amar realmente, el arte y la búsqueda compulsiva de la soledad.

La familia de Luis y los políticos de Baviera interpretaron que el carácter sensible, artístico y atormentado del monarca era el resultado de una enfermedad mental que le imposibilitaba para las tareas de gobierno. Decidieron sacarlo de su castillo de Neuschwanstein e internarlo en el castillo de Berg para que se sometiese a un tratamiento.

Lo curioso es que la sucesión recayó, aunque sólo nominalmente, en el hermano menor del monarca, Otto, que sí estaba realmente loco y llevaba más de diez años internado a causa de su demencia profunda en el castillo de Furstenried, a las afueras de Munich.

Tres días después de ser recluido, el 13 de junio, el rey murió ahogado en el lago Starnberg, frente al castillo que había sido su prisión.

Al parecer, por la tarde, Luis pidió pasear con su psiquiatra Gudden (quien le había diagnosticado una demencia incluso antes de examinarlo). Como pasó el tiempo y no regrasaban decidieron ir en su búsqueda y al final los encontraron ahogados dentro del lago Starnberg. Como el monarca era un gran nadador, la muerte resultó muy extraña. Aunque la versión oficial fue la del suicidio, resulta difícil explicar la muerte de su médico. Se ha afirmado que pudo acabar con la vida de éste y después con la suya.

Otra hipótesis sobre su muerte, sería la de su posible asesinato: Luis resultaba un extraño e incómodo gobernante que cuando intervenía en las cuestiones políticas lo hacía para ir en contra de la política oficial o para criticar a la casa imperial. De modo que pudo ser eliminado por los poderes de Baviera o de Alemania.

Aunque Luis II se llevó a la tumba la solución de este enigma, no resulta descabellada esta última tesis del asesinato porque este rey inconformista, de gran sensibilidad artística y homosexual fue, sin duda, un monarca excéntrico que vivió fuera de su tiempo.

Enlaces:

Wikipedia, archivowagner, laverdad, arteyliteratura.

33 comentarios:

  1. Luis II de Baviera: el rey que se construyó una realidad a su medida...

    "El monarca de los castillos de cuento de hadas y el gran admirador de Wagner, Luis II de Baviera, murió en extrañas circunstancias cerca del palacio de Berg, donde fue recluido tras diagnosticarle una demencia. Su gran sensibilidad artística, ...

    ResponderEliminar
  2. Conozco el castillo, estuve hace unos años, es sencillamente espectacular. El tipo este esta completamente loco y el castillo le supera. Hay una pasarela en el lado izquierdo del castillo (según la foto que hay puesta) desde la que se puede ver el castillo lateral, con unas vistas que son increíbles, buscad fotos que os dejarán con la boca abierta.

    ResponderEliminar
  3. Si habeis tenido la gran oportunidad de ver sus obras vereis que de loco tenia poco, era un genio incomprendido.

    ResponderEliminar
  4. yo estuve en el castillo hace 3 años y es increible recomiendo a todo el mundo que vaya no se arrepentira

    ResponderEliminar
  5. Es algo inpresionante y fantastico,no lo olvidareis nunca.Se lo cargaron a él y al medico que vio el asesinato,era incomodo y gastaba mucho.Pudo ser excéntrico y solitario pero de loco nada,se tiene que saber la vida que tuvo de pequeño que crecio para darle una supuesta fortaleza de gobernante sin apenas el amor de su padre y madre y le despertaban a la madrugada para darle baños de agua fría con la idea de fortalecer su caracter y así todo.Fué un adelantado y un gran amante del arte ,aunque derrochón de los fondos del estado y esto creó problemas.

    ResponderEliminar
  6. hola soy alejandro, yo estuve de visita en baviera hace unos meses estoy, mkuy contento de haber conocido este castillo donde vivio un rey unico, un rey que revoluciona la epoca y vivio como el quiso y eso demuestra que desde inicios de la epoca todo lo que sucedia era normal, soy de honduras y me agrado mucho esa zona del sur de Alemania donde tambien se armo el primer motor diesel del mundo y donde se escribio la primera biblia traducida a otro idioma por martin lutero.

    gracias y espero volver algun otro dia a ese castillo.

    alejandro

    ResponderEliminar
  7. Está simplemente hermoosooo, estuve ahi unos dias y todo es perfecto, lo q lo rodea, el laguito, la vistaaa del castillo estando en el lago, es espectacular.

    ResponderEliminar
  8. Acabo de regresar de Alemania, especialmente de Munich y de la zona de Baviera y visité los castillos donde nació Luis II y donde vivió. Es algo impresionante como impresionante es su vida. Fue un ser desubicado en el tiempo.

    ResponderEliminar
  9. ¡Qué envidia me dais los que habéis visitado el castillo de Neuschwanstein! Espero poder verlo algún día :) Muchas gracias por los nuevos comentarios.

    ResponderEliminar
  10. HE ESTADO ESTE VERANO 08 Y PIENSO VOLVER PARA RECREARME EN EL PAISAJE, POR SUPUESTOS QUE LUIS II DE BABIERA NO ESTABA LOCO FUE UN ADELANTADO A SU ÉPOCA, QUISO INVENTAR UNA MAQUINA DE VOLAR QUE OCURRIO 10 AÑOS DESPUES DE SU ASESINATO, NO HAY DUDA, LO MATARON, POR SER HOMOSEXUAL Y SOÑADOR, EN ESTOS TIEMPOS HUBIESE SIDO UN IDOLO.

    ResponderEliminar
  11. juan manuel madrid garcia30 de agosto de 2008, 4:35

    Hola soy Juan Manuel:

    Hace años vitite¨Disney y cono elcastillo de la Bella Durmiente, con varios comentarios recibidos, me entere que Walt Disney se inspiro en el castillo
    de Neuschwarstein. cuando lo llego a conocer en imagen me inspiro en muchas
    cosas, entre ellas el poderio en hacer algo tan bello, simbolo de , riquesa
    y monarquia, soledad e intelecto como lo fue Luis II
    mi esposa Elba y Yo actualmente tenemos un mural enorme del castillo y sus alrrededores colocado con un marco enorme en el comedor de nuestra casa
    soñando todos los dias que ocupamos el comedor en que si algun día prodremos
    visitar dicho castillo, pero tenemos un gran problema, (no tenemos recursos para
    visitar Alemania ya que nosotros vivimos en México y nos tenemos que conformar
    con saludarlos a Todos.

    ResponderEliminar
  12. es dificil saber cual es el limite entre la locura y la genialidad.mas cuando el personage estaba dividido entre la mitologia germanica y escandinava y la admiracion por personages antisemitas como wagner o los absolutistas reyes de francia luis XIV y luis XV.dudo q el queido ludwig hubiese sido muy amante de frases como libertè ,egalitè y fratenitè y tal como dicen los guias del castillo se revolveria en su tumba de saber q la plebe curiosea todos y cada uno de sus castillos ,palacios etc etc........si era homosexual o no es lo de menos,asi q me inclino a pensar q le dieron pasaporte por su manera de gastar el dinero en una europa en la q las monarquias peligraban y crecia el anarquismo,de echo su amada prima elisabeth "sissi" de auntria fue asesinada por un anarquista en ginebra.loco,genio,derrochador,clasista....da igual,disfrutemos de lo q queda de el..maravillosos castillos q no dejan de ser actores de un escenario escepcional como es el lander de baviera

    ResponderEliminar
  13. Yo ire estas navidades a la selva negra , espero visitar este castillo y su entorno y asi poder opinar de esta hermosa maravilla que la historia nos facilito gracias a un hombre respetado y amado por unos y odiados por otros...

    ResponderEliminar
  14. Hay una réplica exacta del salón del trono del castillo de Neuschwastein en la segunda planta de la ermita de la Soledad, patrona de Badajoz, que es verdaderamente impresionante. Una joya de la ciudad de Badajoz desconocida para muchos de sus habitantes.

    ResponderEliminar
  15. En septiembre estuve en el castillo y alrededores es impresionante . Luis ll de loco creo que tenia poco era un listo que podia permirtise vivir bien y eso hacia y a su alrededor eso no gustaba y lo declararon loco. Pero si ese castillo impreciona el que hizo construir como copia de versalles si que es de cuento ademas con un valor añadido que no tiene versalles el lago que lo rodea.

    ResponderEliminar
  16. ¡Hola!, veo que te apasiona la historia y esa interesante persona que fue Luís II de Baviera; a mi también, hasta tal punto que he comenzado a escribir un relato en el que él es una parte muy importante de la historia, si quieres, puedes ir a leerlo a mi blog Universo de A (http://universodea.spaces.live.com/) y decirme que te parece, lo puedes encontrar en la sección Grandes Relatos (http://universodea.spaces.live.com/category/Grandes relatos/feed.rss) en la que escribo diferentes historias, la que te digo se titula La herencia del Rey loco; en cualquier caso, sino tal vez te interese ver mi sección de Historia que también trae curiosidades (http://universodea.spaces.live.com/?_c11_BlogPart_BlogPart=blogview&_c=BlogPart&partqs=cat=Historia) y bueno, ¡ya me dirás que te parece!

    ResponderEliminar
  17. Visite el Castillo, en el año 2000, es sencillamente espectacular, la sala del trono, el salon de los eventos, el dormitorio, el entorno montañes, las cascadas , el lago, francamente de Cuento...

    ResponderEliminar
  18. ¿que castillo es el que tiene en la entrada una inscripcion en el techo con dos angeles un sol y una inscripcion en latin?¿algien lo sabe?
    gracias...

    ResponderEliminar
  19. Contestando a Ruben, no se si te refieres al Castillo de Linderhof, en el que en una de las estancias y en honor del rey sol de Francia, (todo este castillo es un homenaje a Luis XIV) al que Luis II idolatraba, existe la leyenda en latín "net pluribus impar" que viene a ser algo así como "yo soy el único". De todos es sabida la alta estima en que Luis XIV, se tenía así mismo. Un saludo.

    ResponderEliminar
  20. He visitado en varias ocasiones los tres castillos del incomprendido Luis II, y tengo que decir, que no solo son los palacios en sí: es además el maravilloso entorno de sus paisajes. Creo que no existen muchos paises que conservern la belleza de Alemania, nación que suelo visitar todos los años, porque soy un verdadero enamorado de sus pueblos, ciudades, y su gran cultura. Pienso que el lander de Baviera, junto con el de Baden Wuttenberg, son de gran belleza. A los que no hayais visitado Alemania, os recomiento que lo hagais. Seguro que no os vais a arrepentir. Un saludo

    ResponderEliminar
  21. Viva Luis de Baviera y sus expectaculares castillos. Si quería vivir en su mundo de cuentos, que lo hiciese, al fin y al cabo era el rey. Y aparte de eso ¿por qué le molesta a la gente esos palacios tan divinos y expectaculares? porque hasta donde yo sé, no gastó ni un miserable peso del gobierno en la construcción de esos palacios, todo la plata era de él . Aparte, si esos palacios jamás se hubiesen construido, hoy habría mucha menos arquitectura antigua que adorar ¿Se imaginan Rusia sin la modernización de Pedro el Grande? no, es imposible. Y también es imposible imaginarse Alemnia sin Neuschastien . Las cosas son asi.

    ResponderEliminar
  22. solo apuntar que la foto siguiente a la del dormitorio pertenece a la sala de espejos del castillo de Herrenchiemsee construido tb. por luis II pero siguiendo el esquema de versalles y en una planicie.

    ResponderEliminar
  23. Encimadelarmario, muchas gracias por corregir el error. Ya he eliminado la imagen.

    Muchas gracias a todos por los nuevos comentarios.

    Saludos :)

    ResponderEliminar
  24. soy una enamorada de los palacios del rey luis su historia y todo lo acontecido de su vida no conozco sus palacios solo por fotos y los `pocos libros que han salido espero que pronto pueda visitarlos y tambien poder visitar el museo de su prima la emperatriz sissi tambien siento por esa mujer algo tan especial un saludo atodos los que habeis visitado esos maravillosos palacios

    ResponderEliminar
  25. Los bávaros ahora están orgullosos y satisfechos de los palacios que construyó Luis II; éstos dejan muchísimos beneficios en visitas turísticas, pero sus contemporaneos le maldecían por los impuestos que debían pagar para construirlos.

    ResponderEliminar
  26. [...] Luis II de Baviera, hijo de Maximiliano II, llegó al trono en 1864, con poco más de 18 años. Seducido por los grandes ideales del arte, los poetas lo adoraron (Paul Verlain lo definió como el único rey de su siglo), pero su pueblo pronto lo abandonó: creador de castillos costosísimos, dilapidador de la hacienda real, financiador de las operaciones teatrales de Richard Wagner, Luis prefirió el sueño a la realidad, la fábula a la vida. Mandó recubrir las paredes de su más fabulosa residencia con los Tristanes e Isoldas, los Parsifales y Sigfridos que poblaban su morbosa fantasía. Castillo de Neuschwanstein [...]

    ResponderEliminar
  27. Acabo de llegar de un viaje por Baviera, Munich, pero este castillo ha sido mi sueño o los sueños de todas las niñas hecho realidad...Simplemente espectacular...Os lo recomiendo ...Maravillos, un cuento de hadas....No hay palabras...Me ha encantado el paisaje y el castillo...Ole por Luis II...Recomendable....después de viajar mucho...es un recuerdo q creo nunca olvidare....viva Baviera...Q maravilla

    Ojala hubiese sitios tan espectaculares como éste...

    Me he enamorado de este paraje....

    ResponderEliminar
  28. Gracias por tu aportación, Visi. Estoy segura de que habrá sido una experiencia inolvidable. Saludos!

    ResponderEliminar
  29. spro algun dia poder visitar ese lugar tan hermoso

    ResponderEliminar
  30. Hola tambien soy apasionado de la historia y sobre todo de la vida de los Reyes nos solo de Luis II de Baviera sino de todos aquellos que fascinaron con sus historias. No he tenido la suerte de visitar sus Castillos pero por lo que veo son bellos; a pocos kilómetros de Munich está el Palacio donde creció Sissi: Posshofen, también sería bueno conocerlo por dentro y que anécdotas guarda de Sissi y su familia. Tengo un blog donde describo la historia de Luis a través del libro de Claus Gaedemann
    Estoy construyendo su Genealogía (de Luis II)actualmente y la publicaré pronto. También hay una genealogía sobre Mitología griega y personajes históricos de Grecia antigua. Entrad a: historiagenealogíasyarte.blogspot.com

    ResponderEliminar
  31. Hace 6 años visité los 3 palacios de LUIS II de Baviera y sus entornos y quedé impresionada y fascinada por su belleza y por la marcada personalidad del Rey que quedó en ellos. Es un recuerdo imborrable y maravilloso, que aún pasado el tiempo me emociona.

    ResponderEliminar
  32. Ele foi sim´um grande homem, destruído pela mediocridade que o cercava. Sua história , guardada a proporção, lembra a do Cristo. A Humanidade, perfida, pequena e medíocre nunca consegue compreender os verdadeiramente grandes., Glórias a Deus e muitas palmas ao grande rei Luis II da Baviera!

    ResponderEliminar